sábado, 22 de noviembre de 2014

una reflexion sobre el especismo, por Liam Gugly

Si echamos un vistazo a la historia, el especismo, esta prácticamente siempre presente pero se observa un cambio transcendental con la industrialización de la ganadería. Como con otras discriminaciones (racismo, sexismo, etc.) el especismo se basa en la creencia de superioridad, pero se da una paradoja en este campo, que lo diferencia del resto en una cuestión muy particular. Mientras que en el resto de discriminaciones, se da una persecución, tortura, esclavización, asesinato y/u holocausto; basado en el odio hacia la otra parte, en el especismo, se dan estas situaciones, pero sin el componente del odio presente (nadie come carne porque odie a los animales), y la reacción a estas situaciones, es la indiferencia. Esta paradoja, coloca al especismo en una situación complicada, ya que complica su comprensión como problema político, en esto último casi se asemeja más a la destrucción del planeta que a una discriminación. Aunque entiendo que tiene componentes de ambas partes.

Lo curioso es que, aun habiendo estado siempre presente, el especismo, en la etapa previa a la industrialización de la ganadería, hay un cierto grado de compasión y de cariño hacia los animales que se explotaban, ya que se entiende que se les necesita. (Supongo que aquí es donde se producen más paralelismos con el sexismo, en concreto, en la opresión al género femenino que se ha dado históricamente). Sin embargo cuando se produce la industrialización, acarrea un distanciamiento y la perdida del contacto directo (para las mayorías sociales) y es aquí donde aparecen los mayores grados de crueldad, mas es cuando mayor indiferencia despiertan; principalmente porque esta realidad, no llega al inconsciente colectivo. ("si los mataderos tuviesen paredes de cristal, todo el mundo sería vegano").

Por lo que se puede concluir que el especismo, a pesar de no estar creado por el capitalismo, sí esta potenciado por él. Y cualquier acto de lucha en contra de perpetuar la esclavización y la tortura animal, es en sí, un acto de resistencia frente al capitalismo.

0 comentarios:

Publicar un comentario